Opciones / Calls & Puts

Las Opciones – Calls & Puts – permiten conocer el riesgo de tus inversiones y ejecutar estrategias en las diferentes fases de los Mercados.

Aunque no te interese operar en el mercado de opciones, es necesario observarlo para saber que nivel de riesgo están esperando los operadores para el activo financiero en que decides invertir.

En este artículo veremos las ideas clave para entenderlas, y presentaremos ejemplos concretos de estrategias agresivas y defensivas, utilizando las más sencillas operaciones con opciones.

Qué son las Opciones – Calls & Puts?

Cuando incursionamos en el aprendizaje de las finanzas, nos enfrentamos rápida y frecuentemente a conceptos nuevos, difíciles de comprender y usualmente acompañados de fórmulas matemáticas complejas.

Uno de los máximos desafíos es, justamente, desentrañar las opciones financieras.

Pero es un camino arduo que en el final nos trae una recompensa.

Si podemos comprender a fondo las opciones, habremos conseguido develar los más importantes secretos del saber financiero.

En las opciones están presentes las claves de este microcosmos:

el riesgo, el tiempo y las tasas de interés.

Las opciones son, brevemente, contratos que tienen los siguientes elementos:

Un precio de ejercicio

Un plazo de vencimiento

Una prima, o precio que paga el comprador de la opción

Veamos, por ejemplo, que ocurre cuando operamos en el mercado de opciones de QQQ, el ETF desarrollado por Invesco para emular el índice Nasdaq 100:

Cuando compramos un call, tenemos derecho a comprar 100 QQQ, al precio de ejercicio pactado, y hasta el plazo de vencimiento respectivo.

Cuando compramos un put, tenemos derecho a vender 100 QQQ, al precio de ejercicio pactado, y hasta el plazo de vencimiento respectivo.

Siempre que compramos, ya sea un put o un call, tenemos un derecho durante un tiempo limitado.

En general, si el mercado sube ganaremos con el call y perderemos con el put, y a la inversa en caso de bajas.

Nuestro riesgo máximo es perder la prima que hemos pagado.

La posición del vendedor es más compleja.

Cobra un precio por otorgar la opción, pero queda sujeto a la decisión del comprador.

Y el comprador actuará según lo que ocurra en el mercado durante el plazo de vigencia de la opción, como ya ampliaremos.

Cómo se fija el precio de las Opciones?

Ésta es la parte más interesante.

Compradores y Vendedores tienen que ponerse de acuerdo en un precio.

De que depende ese precio?

Por una parte, de datos que son conocidos por ambas partes:

El precio de mercado de QQQ

El precio de ejercicio de la opción

El plazo de vencimiento de la opción

La tasa de interés vigente durante ese plazo

Los dividendos que serán pagados por QQQ durante ese plazo

Pero hay un valor, decisivo para valuar las opciones, que nadie conoce, y ambas partes deben estimar.

Es la volatilidad que puede esperarse en QQQ durante el plazo de vigencia de la opción.

Te puede interesar: Volatilidad Histórica, Implícita y Futura

Cuando las partes acuerdan un precio, nos están dando una información trascendental: cuál es el riesgo de mercado esperado para QQQ en ese plazo.

Por ello destacamos al inicio que teníamos que observar el mercado de opciones aunque no nos interese comprar o vender Calls & Puts.

Tenemos que conocer el nivel de riesgo esperado para cualquier activo en que decidamos invertir.

Y ese riesgo se llama Volatilidad Implícita, y puede calcularse utilizando los precios acordados en el mercado de opciones.

Scroll al inicio

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar